Plumas invitadas
Las fábulas de Pla Ventura
Entre lo Divino y lo Pagano
Frases célebres
Noticias
videos de Facundo Cabral
 

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

 
Autor: Gina García
28/05/2012
EL TREN DE LA VIDA

E

ste es el tren de la  muerte que cruza por la Vida….”  Tengo esta frase tan grabada en mis pensamientos en este momento.... y es tan real el pensamiento; todos vamos montados en este tren  y tendremos que ir descendiendo conforme Dios y la vida lo designen....

Un mundo plagado de  bellezas que quedan en un segundo plano  cuando inevitablemente  los momentos difíciles llegan, problemas de amor...  Problemas con los padres... Diferencias familiares, la difícil partida de un ser querido… 

Es un poco fácil escribir de lo bonito de la vida, los hermosos amaneceres pintados  de dorado con los rayos de un nuevo sol, de la belleza de mil flores que armonizan la unión de un cielo azul y el verde de los pastos noches iluminadas por la belleza de la luna y la sonrisa de mil estrellas que te cobijan para soñar.

Pero ¿qué sucede cuando toda esa belleza se ensombrece por algún mal momento vivido en el día? Es inevitable también esos momentos difíciles son parte de la vida misma. Momentos que Dios decide tienes que vivir  no todo puede ser fácil tenemos que aprender a solucionar, a ser fuertes y creer ante todo en nosotros mismos para vivir nuestra propia libertad de elección y decisión.

Amores que llegan y  por algún tiempo  te hacen sentir que  estarían ahí para toda la vida quizá hasta el último respiro de tu existencia,  pero que de repente un día sin un aviso y sin un porque se esfuma de nuestras vidas…

Diferencias entre padres e hijos por una brecha generacional que es  difícil sobrellevar,  y  el no poder en algún momento  comprender del  todo  los sentimientos que viven en esa persona que nos dio la vida, cuantas veces no ves por la calle a personas de avanzada edad solas, tristes   y uno se pregunta:

¿Dónde están los hijos, los nietos que no se pueden robar unos instantes de su propio día para convivir, cuidar o cuando menos acompañar unos instantes a  la persona “querida”? Lo  más  triste  aún,  terminan recluidas en centros de cuidados sin que reciban la visita de los seres a los que dio la vida, porque “estorban” porque la vida misma con todas sus dificultades no permiten el tiempo para dedicarles  “Excusas”
  
Por mucho que existan diferencias, por mucho que exista una discusión en el día, debemos ponernos a pensar que  cuando fuimos pequeños ellos nos cuidaron, amaron y protegieron;  nos dedicaron tiempo y amor y, ahora tú eres adulto te vales por ti mismo,  tú que todavía tienes la dicha de tener junto a ti a esa bella persona que un día te arrulló en sus brazos, hoy más que nunca nos necesita, abramos los ojos a ese verdadero amor,  no lo desprotejamos porque a su vida, como a tu vida la mueve el amor por la vida misma; no les quitemos la ilusión de vivir y piensa que algún día tu estarás en esa posición; tú te veras como esas  personitas  tan bellas que hoy dejas a un lado y tu corazón se preguntara por qué la soledad.


 
El mejor regalo que les puedes dar  en esta vida  a las personas es amor, comprensión, cariño y respeto; no te defraudes a ti mismo negándolo  o peor aún, llorándole cuando ya sea demasiado tarde… Da tu amor en Vida…. No te vanaglories diciendo fui un buen hijo dar solo apoyo económico; no es dar dinero; da tu tiempo y amor a esa persona que te amará hasta el último día de tu vida.

 
  Nombre
  Email
 
  Comentario
 
INSERTE EL CÓDIGO para activar su opinión
CAPTCHA Image
código:     ((Pincha si no puedes leer el código))

 
consulta y respeta las normas de uso
 
  Autor: Gina 03/06/2012
  Muchas Gracias Cristina por tu comentario, la vida tiene tantos matices que tenemos que aprender a vivir, no todo puede ser color rosa esos momentos oscuros muchas veces nos hacen reflexionar y pueden ser puntos de partida para ser mejores personas un fuerte abrazo con el alma...  
  Autor: Cristina 29/05/2012
  Hola Gina María,

Muy aleccionador tu post.

Y es como vos decís ... es fácil escribir sobre lo bonito de la vida ... cuando no estás atravesando un mal momento ...

Lo verdaderamente difícil es seguir escribiendo sobre lo bonito de la vida aún cuando te estés muriendo ... o mejor dicho ... tu cuerpo se esté muriendo.

O el cuerpo de los que amás ... ya sea porque la salud los abandona o el ánimo se les ha venido al suelo.

O el mundo exterior, que no depende de vos, se te esté cayendo encima ...

Es en éstos momentos, es precisamente cuando ... das fe ... de lo que alguna vez dijiste - sin lugar a dudas - ... cuando aún sos capaz de seguir viendo de la vida las mismas bondades que siempre.

Facundo, ES un ejemplo de esto que te digo. Porque él siguió levantando la bandera de la belleza de la vida ... aún en sus momentos más difíciles. Por eso todos percibimos tanto valor en todo lo que narra ...y en todo lo que dice.

Esto por un lado.

Por otro lado ... vamos al tema de esas personas mayores que uno ve por la calle que se encuentran solas ... desvalidas ... y se pregunta ... ¿ dónde está la gente que debiera estar a su lado ? ... bueno, para algunas puede que en verdad la ingratitud haya sido la paga que recibieron .... pero para otras, la cosa no es tan clara ... no hay que olvidar que todos tenemos una historia que nos acompaña ... una historia ... pasada y presente ...

Y uno – y esto es ley universal - suele cosechar lo que ha sembrado.

Puede salir mal una cosecha ... de eso no hay dudas y sí, todas las pruebas ... pero no a todas las cosechas las agarra la piedra .

He comprobado en la vida ... que aquellas personas que han sido siempre amorosas, con sus hijos, con sus padres, con sus amigos ... con el mundo en general ... Esas personas, rara vez quedan solas ... tristes ... desamparadas ... Siempre, tienen quien a su lado quiera estar tan solo por amor ... por lo que han sido ... y por lo que son ... aún, en las peores y más tristes circunstancias.

¿ Quién en su sano juicio ... y sintiendo verdadero amor por Facundo ... no hubiera querido estar a su lado ... para ayudarlo, cuando le hiciera falta? ...

¿ Quién no hubiese querido estar ... sosteniéndole una mano a la Madre Teresa ? ...

¿ Quién si se le diera la oportunidad ... no hubiese sacado con sus propias manos los clavos de las manos de Jesús ... e incluso hasta su propia vida ? ...

¿ Quién ... amando a sus padres ... no intentaría darle a éstos, sin que ellos lo exijan ... ni se lo recuerden ... ni se lo repitan como eterna letanía de cuál es la gratitud que se les debe ... lo mismo o seguramente más de lo que recibieron cuando eran pequeños ? ...

Suelo, viajar casi todos los días en el colectivo ... con un padre que lleva a su pequeño a la escuela ...

Me deleito viéndolos ... porque juegan todo el tiempo, porque ríen ... porque todas las veces que se presenta la oportunidad ... el padre besa al niño o el niño al padre ... Estimo, que esa criatura ... muy difícilmente olvidará esos momentos ( y seguramente que debe haber muchos otros y diferentes más ) ... Ir hacia la escuela, para él ... es un placer ... Es más, creo que tener que permanecer en la escuela .. tras haber vivido tan hermosos minutos previos ... puede parecerle hasta justo.

Y ... ¡ OJALÁ ! .. alguna vez la vida, me deje verlos mucho más adelante ... cuando el platillo de la balanza se invierta ...

Estoy segura, que me regocijaré viendo como un joven juega con su anciano padre ... y ambos ... siguen riendo felices ... incluso hasta el punto, que quizás .. y que Dios no lo quiera ... por diversas circunstancias de la vida – que uno tendría que conocer muy bien ... como para evaluar y decir que otra tendría que haber sido la situación - ... ese padre tenga que estar en un geriátrico ... ya que tras vivir tan hermosos momentos junto a su hijo ... también, hasta le parecerá justo el hecho de tener que permanecer ahí, en ese lugar....

Por último ... coincido con vos que el mejor regalo que una persona puede dar a otra en esta vida ... es amor, comprensión, cariño y respeto ... siempre y cuando te salga del alma, del corazón darlo ... y no de la mente ... Es decir, no para contentar y contentarte en un entorno social que diga ... ¡ cuánto ama esa persona ... qué admirable ... qué gran persona es ! ... ¿ No se si me explico ? ...

Un abrazo Gina ... y ... ¡ GRACIAS ! ... por este “espacio” que has brindado para reflexionar sobre ciertas cosas reales de la vida.

¡ Seguí escribiendo así !.

Cris