Plumas invitadas
Las fábulas de Pla Ventura
Entre lo Divino y lo Pagano
Frases célebres
Noticias
videos de Facundo Cabral
 

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

 
Autor: Julio Vilaplana Verdú
28/09/2011
DIOS ESTÁ EN TODAS PARTES

Y

o no dudo que Dios está en todas partes, aunque me pregunto como humano, sabiendo que tener fe es creer a pesar de las dudas, ¿en qué país se sentirá más a gusto, en el nuestro por ejemplo?, este pensamiento me crea dudas, teniendo en cuenta que en el mundo del que formamos parte, nosotros como país representamos apenas un granito de arena.  Aunque así sea, entiendo que con la que está cayendo, nuestro latido planetario se tiene que oír en el más allá, más cuando se supone que con una sola oración por día y por parado, el eco de esos millones de voces convertidas en súplicas, provocarán inexorablemente la atención de Dios.

Me pregunto que pensará Dios de este espectáculo grotesco, de este drama personal y colectivo que retrata la angustia pintada en el rostro de tantas personas que se preguntan ¿por qué?... por unos políticos cegados por quedarse donde están sin querer asumir responsabilidades, escondidos detrás de la crisis económica, no se sienten para nada culpables de la actual situación.  Convierten a los parados en frías cifras como si los mismos fueran meras fichas de un plan contable, cuando todos sabemos que tienen nombre y que todos juntos son portadores de una tragedia que se acentúa y se agranda cuando la situación de paro se agarra como una garrapata a toda la familia.  Mientras ellos, que sufren esa condición humillante se preguntan si Dios tiene el mismo futuro que su angustia.

Prolongando mi pregunta, pienso, si Dios está aquí, qué pensará de nuestros responsables políticos, que han tejido con hilos de desfachatez la telaraña de una clase privilegiada, que parece que se regodean de los demás mortales, al precio de transgredir su espíritu hasta conseguir que su deshonestidad sea vendida como virtud.  ¿Por qué Dios nos deja tan solos?, quizás sea porque nosotros, los ciudadanos de a pie hemos tejido también con otros hilos otra tela de araña, donde contraer deudas ha sido el pan de cada día, convirtiéndose en pura rutina.

Tratados como mentecatos no veíamos más allá de nuestra narices, alineados en fila hacia una insensata invitación de “barra libre” para todos hasta sufrir una indigestión, producto de esa fiesta consumista, donde a no pocos todavía les dura el coma etílico, ni que decir tiene que todas las consumiciones servidas con el talante espléndido de nuestros bancos (cada uno el suyo) fueron ofrecidas con mucho interés y no menos intereses. 

Claro que si Dios nos hablara, quién sabe, a lo mejor el votante se haría adulto y empezaría a pensar por su cuenta y dejaba de votarles pero claro, con excepciones, los venerados políticos ¿merecen este sacrificio?.  Otra pregunta que deberían contestar los parados, cansados de mirarse en la espalda del compañero, que en las largas colas del INEM notan el peso de una chepa cargadas de deudas que los pobrecitos mercados quieren cobrar.
 
Claro que si Dios hablara puede ser que nos dijera que hemos cabalgado sobre un caballo desbocado con montura de fantasía y sin saber en realidad que con tanto desenfreno y a tanta velocidad en la carrera era lógica la violenta caída y, ya en el suelo, preguntarnos cuánto debíamos por el préstamo con caballo incluido, y cuánto por el peaje y la montura.  A lo mejor sabe Dios si nos diría que la crisis en la que estamos instalados es la de los propios banqueros que han traficado de manera irresponsable con el dinero de sus clientes, también quizás nos diría que todos, unos más que otros hemos vivido por encima de nuestras posibilidades, creando un patrimonio sobre deudas.

Añadiría, me imagino, que esta crisis de los científicos, de los sindicatos, de la sociedad, en suma y sobre todo de unos políticos que, como no rectifiquen a tiempo, ellos más que nadie serán los responsables de abrir la puerta del inmediato futuro que se llama decadencia.  Y con enfado manifiesto, supongo, les diría a los parados, entre otras muchas cosas que se me escapan –por culpa de chapotear en el fango del fracaso, de la indignidad y la desesperanza fruto de tantas mentiras y falsos discursos.  Vosotros en su mayoría sois las víctimas propiciatorias que por decencia moral, reclamáis solidaridad, amor y sentido común para desterrar a ese otro Dios petulante disfrazado de “crecimiento”, entendido como la única manera de salvar a la humanidad.

Vosotros ya lo hacéis pero a los demás les digo que recen porque quién sabe si lo peor está aún por llegar.

 
  Nombre
  Email
 
  Comentario
 
INSERTE EL CÓDIGO para activar su opinión
CAPTCHA Image
código:     ((Pincha si no puedes leer el código))

 
consulta y respeta las normas de uso
 
  Autor: fU7eJK8GAnNm 20/06/2016
  Aretlcis like this are an example of quick, helpful answers.  
  Autor: 2aaVAqvtMKja 18/06/2016
  Your thiinnkg matches mine - great minds think alike!  
  Autor: wJ3ClqpTND 18/06/2016
  di: tMerci beaucoup Roger, pour ton retour positif et ton regard sur mes demoiselles .Wordpress permet de créer des blogs + fluides et mieux organisés. C’est l’une des choses qui m’a fait quitter blogger. Et oui, ça fait un moment que je suis dans mes sites: entre les mises du site à jours, et la création du blog… je sature un peu!Bises  
  Autor: Elsye Mila 28/09/2011
  Julio; Es dificil explicar y descifrar en un comentario,la causa de este serio problema, pero, voy a tratar de mencionar las raices de ello. Primeramente quiero enviarte un fraternal saludo, desde California que, no es la ecepcion, en cuanto a la crisis economica. Yo diria y lo certifico, que Dios, en este caso, no tiene ni la menor participacion, ya que, la religion es un instrumento vital, para justificar la maldad de pocos, pero al mismo tiempo vale mencionar que, como decia el maestro Cabral, el rico es culpable de nuestras miserias, a las que nos han sometido, pero el pobre es tan culpable, por permitir tal injusticia, esta crisis es el producto de un sistema corrupto, llamado capitalismo, el que unos seres ambisiosos, con cerebros divididos, han estructurado, con el unico proposito de almacenar fortuna a costa del hambre de millones de hermanos a travez del mundo entero y, han utilizado formulas para darle eficacia a tal sistema, que por cierto a culminado su funcion, porque, esta demostrado con hechos. Veamos como las grandes potencias han fracasado, apesar de generar guerras para sustraer recursos naturales de paises ricos como lo es el medio oriente, por citar alguno, Lybia y su petroleo, estos pueblos han despertado del letargo capitalista y, no permiten a los imperios que le roben lo que es de ellos, de tal manera, las mal llamadas grandes naciones no le decian al mundo que, se hicieron fuertes, usurpando las riquezas de los pueblos humildes, como lo son la explotasion indiscriminada de minas en la grandiosa Latinoamerica, estos pueblos tambien dijeron basta ya!!. En cuanto al monstruo economico al que estamos enfrentando hoy; es la consecuencia de una hipocrita estructura social que los capitalistas diseñaron, para codificar el cerebro humano, de tal manera, nuestra existencia gire en torno a un mundo repleto de fantasia, un espejismo social, donde persuaden la devilidad de cosumismo en los seres humanos, por ende, este sistema mentiroso, le da rienda a empresas bancarias propiedades de oligarcas, las que de forma fraudulenta atraen las masas para ofrecerle prestamos para viviendas con altos porcentajes de intereses y, en termino de unos años retoman las propiedades, de esta forma se han enrriquecido, con el sudor de la clase obrea, los altos intereses, hace imposible que se pueda cancelar la deuda y, todo esto es un plan muy estructurado bajo este sitema, incapaz de permitir al ser humano, subsistir de forma digna, ya que, en las constituciones politicas que ellos mismos establecen, estos codigos que contradicen los hechos, puesto que, no existe la posibilidad de suplir por lo menos las cuatro necesidades basica, como lo son, salud, vivienda, alimentacion y educacion. El capitalismo da cavida a una serie de sutiles crimenes, entre ellos esta el hecho de permitirle a grandes empresas fabricantes de alimentos, las que emplean altos niveles de ingredientes cancerigenos, nosivos a la salud y, en el campo farmaceitico, para curar las enfermedades que ellos mismos han probocado a travez de las culturas que han establecido, me refiero a esas cadenas de comidas basura, las que con el afan de generar altas ganancias, ofrecen comidas repletas de colesterol el causante de enfermedades cardiacas, diabetes y muchas enfermedades que, nos roban la posibilidad de vivir una existencia mas larga y saludable. Por otra parte, Los medios de comunicacion, diria yo, los medios de desinformacion, son responsables de promover, este mundo ficticio. Hablando de consumismo, veamos como los desfiles de moda en Francia, Estados Unidos y otros paises alianados son responsables de fermentar ideas de modas para que la juventud, mal gaste el dinero que no tienen, con el afan de agradar a gentes incoerentes con ra realidad de la vida, por estas y muchas razones mas es como estamos. Pero, quiero decirles que, la posibilidad de un mundo mejor es bien posible, siempre y cuando despertemos de este letargo capitalista y tomados de la mano, empezar a construir una sociedad distinta con justicia social para todos. Un abrazo para cada uno...
Elsye Mila