Plumas invitadas
Las fábulas de Pla Ventura
Entre lo Divino y lo Pagano
Frases célebres
Noticias
videos de Facundo Cabral
 

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

 
Autor: Teresa López
20/08/2010
VOLVER A SOÑAR

D

ecía Nietzsche que, NADA OS PERTENECE EN PROPIEDAD MAS QUE VUESTROS SUEÑOS. Me acuerdo de esta cita cada vez que vuelvo a este lugar que amo y que tanto recuerdos y sueños me reporta. Sueño que EL todavía está conmigo y, este sueño, me sigue dando felicidad. He venido, estoy aquí para afrontar esta nueva situación, esta vida nueva que, como tantas mujeres en este mundo, me ha tocado vivir. Quiero ser fuerte, por dentro y por fuera. Han pasado 20 años desde que vine a este lugar por vez primera. Sigo soñando. ¡Cuánta razón tenía Unamuno cuando dijo: “DE RAZONES VIVE EL HOMBRE, PERO DE SUEÑOS SOBREVIVE”¡ Confieso que, si me faltara la capacidad para soñar, ¿cómo podría sobrevivir?

Estoy en un pueblo de la sierra de Gredos, con paraje delicioso, escuchando la trinar de los pájaros y contemplando las aguas de los ríos, manantial de belleza para mi alma y para mi vida toda. En los últimos diez años, recuerdo con cariño cuando decidimos arreglar el caserón viejo de este tranquilo pueblo. Junto al que fuera el amor de mi vida, con ilusiones y anhelos, logramos arreglar la casa con nuestro esfuerzo y con este bagaje de ternura que nos sobraba entre ambos. La casa en cuestión, con más de 100 años de vida, era nuestra más bella esperanza para forjar aquel segundo hogar que nos llevara hasta el amor y la paz, especialmente en verano.

El mejor sueño que tengo en este instante, cuando nos sentábamos en el patio, contemplábamos las estrellas, esa luna llena de agosto, esa charla entre vecinos, ese murmullo de la soledad que, a diario, nos regaba el alma. Estábamos todos juntos y, todavía recuerdo, con embeleso, cuando ÉL me decía: “Tere: esto es la gloria”. Sus palabras siguen retumbando en mi alma. Le recuerdo siempre tan varonil, tan hombre, tan fuerte que, jamás tenía frío. Aunque era en agosto, por las noches, en la serranía de Gredos, refrescaba mucho, hasta el punto de que yo, sin remilgos, solía abrigarme con una rebequita o un chal. El no me daba tiempo. Cuando me veía de este modo, me abrazaba, me hacia suya y, entre sus brazos notaba el calor de su alma, el de su vida toda que era mía. Fueron muchos años junto a ÉL y, todavía, el pasado año, sus abrazos me hacían estremecer.

Confieso que, en este lugar al que tanto amo, he sido muy feliz, tremendamente dichosa, sin que faltaran las discusiones cariñosas entre nosotros. ÉL era aficionado a la caza y a la pesca, mientras que yo, tan posesiva como suele ser la mujer, quería estar todo el tiempo junto a ÉL. Al final, en muy poco tiempo, ÉL me enseñó tantas cosas que, no dudé en comprenderle y en aceptar que, en la vida, lo que vale es la calidad, nunca la cantidad. Fuimos capaces de llegar a un equilibrio amoroso que, difícilmente olvidaré.

Ahora, sola, sin su presencia, mis noches han sido muy duras. El frío de la noche no le he podido mitigar ni con muchos jerseys que me pusiera. ¡Cómo echo de menos aquellos escalofríos que recorrían mi cuerpo cuando me abrazaba¡ Cuando me miraba, con aquellos ojos azules, como las aguas del mar Mediterráneo, el mar que tantas veces visitamos, y me decía; “Tere, cariño ¿estás ahí?” Sus palabras, sólo de recordarlas, me siguen apareciendo “mariposillas” en el estómago. Sin su presencia., Me falta la mitad de mi ser y, pensar que ya nunca más volverá a mi lado es algo que, sólo lo puedo combatir con mis sueños. Seguiré soñando para que, algún día, en cualquier otra parte o dimensión podré sentirle y abrazarle. Mientas tanto, me conformo con quererle tanto o mucho más de que se marchara para siempre.

Como diría Eugenio D, ors, al dormir, seguiré soñando con lágrimas intercaladas en mi texto.

 
  Nombre
  Email
 
  Comentario
 
INSERTE EL CÓDIGO para activar su opinión
CAPTCHA Image
código:     ((Pincha si no puedes leer el código))

 
consulta y respeta las normas de uso
 
  Autor: noelia 24/08/2010
 
Esta poesía me has inspirado
al leer tu relato.
______

Danza mi alma
en algarabías de sueños,
girar y girar
mi cuerpo
ya no puede cesar,
con los brazos alzados
en armoniosa levedad,
la mirada perdida
en los ensueños,
la música lejana
mece los gestos
y girar y girar
para nunca despertar.

Para ti, Teresa,
con todo mi amor.
Noelia.
 
  Autor: Letty 21/08/2010
  Querida Teresa:

Me uno a las palabras de Ingrid cuando dice que tu amado NO HA MUERTO... y me uno a las de Cabral cuando dice que solo se "ha mudado", adonde seguramente habrás de reencontrarlo en algún momento.

NO dejes de soñar mi querida porque los sueños son una forma de vida en otro plano pero no menos real ni menos maravillosa.

No dejes de soñar porque mientras sueñas tu amado acaricia tus cabellos, besa tu frente y toma tu mano para caminar por esos valles de Gredos que tanto amara.

Aunque no lo veas está y con el mismo amor de siempre esperando ver tu sonrisa como entonces, para poder ir tranquilo en busca de la luz que lo espera.

Bellisimo relato y mas bello aún ese AMOR que te llenó el alma, te despertó mariposas en el estómago que sin duda aún te hace sentir que la vida, suceda lo que suceda siempre merece ser vivida y nos regala jazmines a su paso aunque a veces los regemos con lágrimas.

Eres FUERTE como dice Ingrid y debes comprender que tu vida continúa y que siempre es mejor haber conocido y sentido el AMOR aunque haya partido, que jamás haberlo vivido.

Bienvenida a esta Web donde sin duda habrás de encontrar otras formas de AMOR, pero no menos bellas que te ayudarán a sobrellevar esa ausencia, de una manera mucho mas tibia.

Un abrazo desde el alma.
 
  Autor: Ingrid Matta 20/08/2010
  Uno más precioso!

Sierra de Gredos: Handel- Water Music Air

http://www.youtube.com/watch?v=xxagcvlPOoY&feature=related
 
  Autor: Ingrid Matta 20/08/2010
  Querida Teresa
Con que delicada exquisitez y nítidos sentimientos has bordando tu manta de recuerdos.
Nos has narrado una historia de amor inolvidable.

Llegaste aquí desde lo alto, desde tus verdes montañas de Gredo, donde dicen que la paz es verde!

Has evocado tus sueños para reverdecerlos en ese paisaje maravilloso que te rodea.

Permíteme decirte que su alma está contigo, no lo ves porque su cuerpo físico ya no está pero el amor nunca muere, estará ahí en tu casa centenaria, haciéndote compañía. aquella casa que con tanto esmero e ilusión organizaron.

“Sueño que EL todavía está conmigo y, este sueño, me sigue dando felicidad…”... No dejes de soñar Teresa, El está contigo en todo tu entorno, míralo en las azules aguas, en las nubes, en las flores. Estará vestido de estrella acompañándote en tus noches, nunca solitarias.

Recuerdo ahora a mi amado Cabral cuando escribiera: En el sueño reencuentro al pasado y tengo datos del futuro.

Hace unos años nos que reunimos por amor en Caracas un grupo de amigos de Facundo, escogimos como lema del Encuentro: ¿Qué es un hombre sin un sueño? Sería muy triste no poder soñar, los sueños construyen ilusiones y nos dan vida, verdad?

Tu mensaje muestra claramente que eres FUERTE, convéncete de ello, no de otra manera te hubieras atrevido a regresar ahí, donde empezaste a construir tus sueños junto a tu amado. Sigue Teresa, sigue… eres fuerte, ya lo has demostrado!

Con tan delicada descripción de Gredos, no pude resistir la tentación de conocerlo, consulté Internet y me encontré con este vídeo, pude ver con los ojos de mi alma en que lugar privilegiado de este planeta mágico te encuentras. Eres afortunada! Me pareció precioso! Regresa pronto a nosotros y deleítanos con tu sentir.

Quizá en mis sueños te visite, me cautivaste el corazón con este escrito.

Ingrid que te abraza y te da la más cariñosa Bienvenida a esta Amada Fraternidad.


Handel: Water Music Adagio e staccato
http://www.youtube.com/watch?v=4CxYORgQ-oA&feature=related